EmprendedoresZona Blog

El teletrabajo y la “nueva normalidad”

Madrid, 04 may.- Esta pandemia mundial conocida como Covid-19 o coronavirus está dejando muchos cambios en la sociedad, entre ellos, el trabajo desde casa o teletrabajo. Esta modalidad no es nueva, sin embargo, ha sido aceptada a la fuerza estos últimos meses por la situación o “nueva normalidad”.

Muchos autónomos ya vienen teletrabajando para varias empresas al mismo tiempo, y tienen que facturar y pagar su seguridad social como empleados por cuenta propia. Ahora, esta forma de trabajo online se puede realizar para una sola empresa, siendo parte de la plantilla de trabajadores como empleados por cuenta ajena.

Así la gente comenzó a invertir en comprar ordenadores, mesas, sillas y otros equipos necesarios para realizar el trabajo desde el hogar, subiendo enormemente las ventas de este rubro.

Pero no todos se han acostumbrado a conciliar las diferentes actividades en casa y terminan trabajando horas extras no remuneradas, amarrados al ordenador, ansiosos, con problemas de gestión y más cansados que nunca. Sin embargo, muchos afirman que la experiencia del teletrabajo ha salido infinitamente mejor de lo esperado.

Antes se ha hablado sobre Las profesiones del futuro después del COVID-19, relacionadas con temas informáticos, online o virtuales, pero actualmente parece ser que casi todos los trabajos se podrían convertir en empleos modernistas si aceptamos que es posible trabajar para una empresa realizando muchísimas funciones sin estar de forma presencial en las oficinas.

El teletrabajo bien organizado y estableciendo horarios y límites en casa tiene muchas ventajas, entre las que destacan: flexibilidad, ahorro en desplazamiento, mayor tiempo con la familia.

En el pensamiento ya no tan futurista esta modalidad de empleo será altamente aceptada por las empresas y es una opción muy viable y positiva para aquellas personas que necesiten estar en casa por motivos familiares.

¿Qué dicen los expertos?

“Cómo no va a salir el trabajo, si la gente está currando sin parar”, ironiza David Blay Tapia, profesor especializado en teletrabajo, escritor y autor de ‘¿Por qué no nos dejan trabajar desde casa?’ y ‘El viaje del equilibrista. El problema, añade, es que probablemente ese mismo trabajo podría salir adelante en menos horas, pero es precisamente la falta de formación a este respecto, así como la cultura laboral española, la que lo impide. “Antes de todo esto, tan solo teletrabajaba un 4% de españoles, y al resto nadie lo ha formado, ni le han dicho que esto no es un horario de oficina”.

Gonzalo Pino, secretario de Política Sindical de UGT. “El teletrabajo no altera ni suspende los derechos fundamentales, quienes teletrabajan siguen teniendo derecho a la desconexión digital, al registro de jornada, a respetar los tiempos máximos y los descansos necesarios”.

GlobalWebIndex (GWI) ha realizado un estudio sobre las percepciones de los empleados respecto al trabajo a distancia en circunstancias normales, quitando de la ecuación factores como la ansiedad y la frustración provocadas por la pandemia.

Una de las conclusiones a las que llega este análisis es el hecho de que el trabajo en remoto favorece la agilidad en el negocio y empodera al trabajador.

Esto sugiere que las empresas que permiten trabajar desde casa fomentan una cultura de autonomía personal y la resolución de problemas de forma independiente. El entorno del teletrabajo incentiva la confianza de los empleados con la empresa y sobre su propia capacidad para hacer contribuciones que valgan la pena.

Los empleados que tienen permiso para trabajar a distancia creen tener una comprensión más clara de sus metas y objetivos personales, así como de qué necesitan para lograrlo con éxito, que los que responden desde una silla de oficina.

Antes del brote de coronavirus, aquellas personas que disfrutaban del teletrabajo eran más propensas a alabar su entorno laboral en relación a los que tenían que estar anclados en la oficina. Los teletrabajadores tienen mayor sensación de colaboración entre compañeros que los que operan desde la oficina

Resumen

Aunque el teletrabajo era una práctica bastante extendida a nivel mundial, el coronavirus le ha dado la aceleración definitiva. Una oportunidad para que muchas empresas prueben un sistema que tenía sus detractores y que, seguramente, haya desnudado las vergüenzas de las compañías más tradicionales.

Esta situación no significa la muerte del trabajo en la oficina, pero sí ha permitido a muchas empresas valorar una opción al encadenamiento físico que, según demuestran los datos de GloblalWebIndex, no merma la productividad, sino que incrementa el compromiso y la consideración del trabajador hacia la empresa.

Ahora solo queda que cada uno vea sus resultados, asimile el concepto y pase de medida excepcional a una forma ecológica, eficaz y dinámica de alcanzar los objetivos en el ámbito profesional.

Únete a nuestro canal de Telegram y recibe información como esta, Pincha aquí 

Etiquetas

Virginia Benitez Bravo

Periodista venezolana en Madrid, Máster en Comunicación, Protocolo y Organización de Eventos, con 14 años de experiencia en Venezuela, Estados Unidos y España en las áreas de Marketing, Relaciones Públicas, Producción de Radio y Webmaster. Fundadora de Háblame24 y miembro de la Asociación de Periodistas venezolanos en España.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar