España

Aerotermia, el método de calefacción más eficiente

Madrid, 12 ene (Selectra).- Al elegir un sistema de calefacción eficiente para nuestra casa, se deben considerar varios puntos. Actualmente nos encontramos con varios sistemas de calefacción ecológicos eficientes que pueden ahorrarnos una gran cantidad de costes energéticos, pero antes de tomar la elección y escoger entre uno u otro sistema debemos evaluar el combustible que emplearemos, la calefacción y ACS que necesitamos o qué área de instalación tenemos.

consumo-gas-naturalMétodos de calefacción

Actualmente, el mercado nos brinda una variedad de métodos de calefacción de alta eficiencia, a través de estos métodos hemos aprendido los sistemas que nos permiten ahorrar energía sin sacrificar la comodidad térmica.

La eficiencia de la estructura varía en función de muchos puntos, incluido el combustible utilizado, el porte de instalación de la casa y los requisitos de comodidad. Además, también se somete a otros puntos, como el clima donde se encuentra la casa. En este aspecto, considerando todos estos puntos, a continuación mostramos los métodos que más se precisan en términos de eficiencia energética en la actualidad.

Aerotermia

En las regiones templadas, la aerotermia es uno de los métodos de calefacción más competentes y más necesarios en la actualidad. Es un método ideal para zonas tenues en invierno y cálidas verano. Este método también puede proporcionar calefacción, refrigeración y agua caliente sanitaria a través de una estructura de aire acondicionado.

La energía térmica del aire es una tecnología que extrae energía del aire a través de una bomba de calor y, por lo tanto, se considera una fuente de energía renovable. Se trata de un sistema de calefacción energéticamente eficiente, es decir, ofrece un alto rendimiento a un coste muy reducido, aunque su coste de instalación puede ser inicialmente superior al de otros sistemas de climatización, pronto recuperará sus costes.

Se trata de una técnica que se puede coordinar con paneles solares y transmisores como fan coils, radiadores o suelo radiante.

Te recomendamos leer también: Gas natural, telefonía y electricidad en el 2021

Calderas de biomasa

En áreas con inviernos más fríos, donde la temperatura es inferior a 0º, las calderas de biomasa son uno de los métodos que pueden aportar mayor eficacia. Estas calderas utilizan como combustible pellet, que es un biocombustible sólido que se elabora de restos forestales, agrícolas, cultivos energéticos y / o industrias de procesamiento de madera, con emisiones casi nulas de dióxido de carbono (CO2).

Las calderas de biomasa que podemos conseguir a día de hoy en el mercado son calderas muy productivas, seguras y macizas con técnicas muy evolucionarias. El uso de pellets como combustible aporta una progresión de beneficios a este método de calefacción.

Los pellets son uno de los combustibles más asequibles e infalibles del mercado, tienen una alta capacidad calorífica, lo que nos permite calentar áreas muy grandes de forma muy rápida. En cuanto al coste de los pellets, su precio es incluso inferior que el costo del gas natural, el diesel o la electricidad, y no hay peligro de estruendo ni olor desagradable.

Como en la situación anterior, la inversión inicial necesaria para instalar este sistema puede ser mayor, pero el precio del combustible amortizará rápidamente ese gasto.

Calderas de condensación a gas

Al referirnos a los métodos de calefacción más competentes y asequibles, también debemos dar importancia a las calderas de condensación. Estos dispositivos pueden proporcionar una mayor productividad y un consumo de combustibles fósiles inferior, lo que reduce las emisiones de dióxido de carbono y ahorra significativamente los costos de gas.

Esto se debe al hecho de que esta clase de caldera utiliza la mayor parte del calor perdido en modo de vapor de agua en los gases de combustión para generar una potencia adicional. Según el tipo y el uso, el consumo de gas se reduce en torno a un 15% y un 30%.

La caldera de condensación es apta para cualquier clase de montaje, ya sea con radiador o suelo radiante, lo que puede ahorrar mucho dinero en cualquier caso. En realidad, cuanto más elevado sea el consumo, más productivo será utilizar el dispositivo, porque cuando el dispositivo opera a una temperatura más baja, su eficiencia se maximizará.

etiqueta

Cómo mejorar la eficacia de nuestro método de calefacción

No importa qué clase de método de calefacción eficiente escojamos, podemos tomar una serie de medidas para que los sistemas que instalemos en nuestros hogares sean lo más eficientes posible. Algunas de estas prevenciones son:

  • Utilizar un termostato; hoy en día, el método de calefacción más eficiente incorpora la instalación de un termostato programable que nos permite ajustar la calefacción de forma competente, ajustar la temperatura correcta (21ºC) y programar su puesta en marcha cuando sea necesario, evitando así consumos excesivos y a su vez sin prescindir de la comodidad.
  • Verificar que no haya extravío de calor; aparecen a menudo grietas, las ventanas o puertas no están bien selladas e incluso un aislamiento deficiente en la casa. Enmendar cualquier defecto en esta área es esencial para potenciar nuestro método de calefacción.
  • Mantenimiento del sistema; antes del inicio de la temporada de calefacción, el sistema debe recibir un mantenimiento adecuado y el radiador debe limpiarse para eliminar el exceso de aire en el circuito de calefacción.
  • Supervisión de la energía; a través del procedimiento de energía, la operatividad del método de calefacción se puede ajustar para proporcionar a los usuarios el confort requerido sin consumir energía en demasía. Esto es especialmente necesario en hogares con calefacción central, donde la pérdida de energía puede ser mayor que la de otros métodos individuales.

Únete a nuestro canal de Telegram y recibe información como estaPincha aquí

Háblame24

Periódico digital venezolano en Madrid.
Botón volver arriba